Mariana

Mariana es profesora especializada en discapacitados mentales y sociales del Instituto Génesis de la Ciudad de Buenos Aires. Tiene una gran trayectoria en el trabajo con niños, jóvenes y adultos con diferentes patologías que requieren adaptaciones tecnológicas específicas para poder comunicarse, aprender e insertarse en el ámbito laboral.

“Mariana es una excelente docente no solo por su formación y experiencia profesional sino por sus cualidades personales y valores. Siempre con una sonrisa, alegre incluso ante las dificultades, Mariana logra que el espacio de educación digital sea un verdadero espacio de aprendizaje. Gracias a su trabajo, muchos estudiantes con discapacidad lograron desarrollar sus potenciales e insertarse en el mundo laboral exitosamente”. Estas eran las palabras de Lucía Maldonado, coordinadora de educación digital del Instituto Génesis, una escuela para niños con discapacidades mentales. Con una descripción como aquella, es muy difícil no querer conocerla.

Cámara en mano, micrófono, libreta de apuntes, encaramos hacia esta escuela para conocer su historia. En la biblioteca, nos esperaban con un café, medialunas, y mucha expectativa, Verónica, la directora, Lucía, la coordinadora, y Mariana, una docente tímida, humilde y muy iluminada. Nadie se quería perder la entrevista, todas nos hablaban de Mariana con total orgullo y admiración.

Entrevista con Mariana Terradas

Busco que los alumnos estén interesados, que les guste lo que están haciendo, que eso que hagan les pueda servir. Poder darles a estos chicos herramientas para que se puedan valer en sus casa, o en cualquier otro lugar, es la clave a la hora de enseñar.

¿De qué manera te sirven las nuevas tecnologías en esto?

Cuando yo empecé a usar la tecnología, vi la fascinación de los chicos por el uso de las computadoras y cómo como docentes podíamos mediatizar la información que estas nos daban. No dejar el programa que corra si no poder hacer una intervención.

¿Cómo hacés para mantener a todos tus alumnos motivados?

En general me preocupa cuando veo a un alumno que no está bien, que no está pudiendo, que no le está interesando. Insisto, nuestra población tiene un montón de situaciones, entonces siempre recibirlos con un beso, con un saludo. ESPERÁNDOLOS.

Esta idea de siempre mirarlos, de verlos, de ver qué es lo que les gusta. No somos lineales, “hoy todos hacen esto”, entendemos a los chicos en sus necesidades particulares entonces vamos viendo, mediatizando, qué es lo que necesita, qué es lo que quiere. Me parece que es la forma de poder entablar una relación y que podamos educarnos mutuamente, ¿no?

¿Qué fue lo más valioso que aprendiste de un alumno? (Se emociona, no puede responder la pregunta, mira con ojos llenos de lágrimas a la cámara)

No la puedo contestar. Porque son pibes que la luchan, entonces, nada, NO BAJAR los brazos. Muchas veces los ves entrar, como me gusta decir, “desarmados. Tanto el docente como el alumno ponen su cuerpo y día a día vamos sacando todo adelante. Eso es lo que más admiro, su FUERZA, y lo valoro terriblemente.

Nos comentaron que sos una docente muy formada, ¿en qué te sirvieron tus capacitaciones?

Las capacitaciones en las áreas pedagógicas hacen que uno pueda trabajar mejor, y sepa qué es lo que quiere, que es lo que quiere como docente, ¿no? Creo que está buena esta cuestión de ir salpicando en diferentes cursos, capacitaciones, ver, indagar, mirar. Creo que uno se nutre con cada docente que trabaja, nos vamos nutriendo, vamos viendo, y en esos intercambios, así como digo que nos nutrimos de los alumnos y ellos de nosotros, con los compañeros, me parece que también está bueno y vamos aprendiendo cosas que no sabíamos y así…Me parece que eso es lo importante.

Para vos, ¿qué características tiene que tener la educación para ser de calidad?

Tiene que ser creativa, tiene que ser amorosa, tiene que tener amorosidad porque ahí estás mirando al otro. Igualitaria creo que también es una opción.

Mariana crea, modifica y genera actividades de diversa índole que atraen a los alumnos y convocan a aprender. Mariana es sumamente creativa.  

¿Cómo fue tu clase más creativa?

Una vez puse mi cuerpo cuerpo, mi alma (ríe). Se trataba de un grupo que estaba muy inquieto, entonces había que frenar y pensar de qué forma encararlo. Decidí que todos los proyectos tenían que ver con un detective que buscara cosas. Todo lo que enseñaba eran “pistas” que íbamos encontrando. Si yo no entraba por ese lado, no había forma.

¿Qué consejo le daría a los docentes?

La pasión es lo que nos mueve. Mirar al otro es lo que nos hace que busquemos lo que necesita. Siempre dar lo mejor. Muchas veces hay un montón de situaciones que no nos gustan. Siempre hay que dar lo mejor, SIEMPRE podemos dar lo mejor.

“Mariana es una excelente docente no solo por su formación y experiencia profesional sino por sus cualidades personales y valores. Siempre con una sonrisa, alegre incluso ante las dificultades, Mariana logra que el espacio de educación digital sea un verdadero espacio de aprendizaje. Gracias a su trabajo, muchos estudiantes con discapacidad lograron desarrollar sus potenciales e insertarse en el mundo laboral exitosamente. Tiene el conocimiento a la particularidad de cada chico, tiene una sensibilidad de poder aproximarse. Eso es algo muy valioso”. Verónica Duarte directora del Instituto Génesis.

 

 

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *